NaNoWeek Semana 3, vagancia y spoilers.

martes, 24 de noviembre de 2015

Si alguien se sorprende al ver este banner es que no leyó la entrada anterior, donde ya os decía que había alcanzado las 50000 palabras en esta tercera semana. Pero bueno. La verdad es que en la tercera semana coincidió mi ausencia de tiempo con mareos y cosas que me hicieron perder las ganas de escribir de manera constante, además que había llegado a puntos donde no sabía cómo avanzar rápido. Todavía me estoy reponiendo de eso, pero sin embargo estoy empezando a tener cada vez una idea más clara de cómo avanzar en la novela para ir escribiendo. Total, el reto está terminado, ¿no?

Ha coincidido que la tercera semana tenía mucha carga de estudios, pero nada que me impidiera ponerme a escribir a ratos. He aprovechado para probar también el funcionamiento de evernote, ya que uno de los premios del NaNo son tres meses de premium, y así hacerme a la idea de si me interesa o no. Teniendo en cuenta que Google Keep ha dejado de funcionar en mi tablet, yo diría que sí me interesa, pero bueno.



Como os decía la semana pasada, finalicé el día 15 con 41mil palabras y sin saber muy bién hacia dónde ir en mi historia. La verdad es que la primera parte cuenta con mucho viaje y muchas pausas. Empiezo en un punto, viajo un tiempo hasta que hay que detenerse por causas de fuerza mayor, pero los trayectos son largos y quería demostrarlo con algún que otro capítulo dedicados al viaje, pero eso es aburrido. Normalmente los hago amenos con conversaciones, información de los personajes o simplemente descansos en el camino que dicen algo, pero me quedaba sin ideas.

Y ocurrió la magia de golpe, como, bueno, como por arte de magia. Dediqué un capítulo a otro personaje, narrado desde su punto de vista, y añadí algo que en la historia principal no existía. Además, aquello me hizo sacar a un personaje que tenía olvidado y darle la importancia que merece.

— ¿Conoces a alguien más que use el pasaje con frecuencia?—Preguntó Gaer, intentando que su voz sonara lo bastante suave como para no asustar a la pequeña. Ella se encogió de hombros a primeras, aunque luego pareció tener una idea.
— Los rebeldes.—Comentó ilusionada.—Nos ayudan a proteger la frontera. Les permitimos el acceso al pasaje nada más aliarnos. Incluso  hay varios elfos entre ellos.
— ¿Y se te ocurre algún lema que puedan usar de contraseña?—Preguntó Garin, quien conocía muy poco de ellos.
— La última rebelión.—Sugirió Aysha, quien se sabía aquel lema de memoria.Se lo escuchaba todo el tiempo a los soldados, quienes hacían bromas despectivas respecto al mismo. Hizo una pausa pensativa.— Aunque creo que ese es el lema vulgar que les da la gente, como una burla. Ellos dicen algo como “la última esperanza”.

Pero esa inspiración, o subidón de adrenalina, solo me duró hasta poco después de pasar las 50mil palabras. El miércoles 18 gané el reto por los pelos, y el jueves subí de 50032 a 52mil palabras, antes de volver a entrar en modo bloqueo. Entré en modo bloqueo y también estuve haciendo otras cosas, pero el caso es que ya sabía que no iba a escribir mucho el fin de semana y así fue. Mi word-count ya no sube como la espuma, pero tampoco estoy intentándolo. Ayer terminé un capítulo y alcancé las 54mil, pero sigue pareciéndome poco con todo lo que había escrito antes.

Jenna era quien guiaba aquella vez, lo cual resultaba peculiar. La joven se desenvolvía bien por el camino, saltando los musgos y las plantas con facilidad, pese al gran tamaño del corcel en comparación con ella. Alguna vez tropezaba, es cierto, y pegaba pequeños botes sobre la montura. Ni agarrada con fuerza a las piernas del animal podía aguantarse bien. Cuando aquello pasaba, la chica bufaba y reducía el paso del caballo hasta algo que pudiera controlar.
— En casa tengo una yegua— Comentó, para cortar el ambiente silencioso que los envolvía.— Es un aranel, por supuesto, como los vuestros— Dijo señalando a Aysha y Garin.— Es blanca entera, un cruce real, como los llaman.
Aysha sonrió con nostalgia.
— Nübis también es un aranel real— Comentó, acariciando con cariño su cuello al decirlo.— Fue el último regalo que me hizo tu hermano.— Apretó los labios, humedeciéndolos mientras se preguntaba si había dicho demasiado, pero la chica pareció disfrutar con la historia.— Dicen que, cuando se ha formado el vínculo entre un aranel y una persona, este es capaz de salvar las distancias, y bueno, parece que esta vez fue así.
Jenna sonrió a Aysha, girando su montura y cambiando la dirección. Desvió un segundo su mirada gris hacia Garin, para luego volver la vista a ella.
— Dicen que eso pasa también con las personas que te importan.

Seguramente, si todo va bien, acabe el nano con unas 60mil palabras. Tengo miedo, ya que el fin de semana voy a santander y eso siempre trastoca mis planes de escritura, para bien o para mal, pero acabo de volver a encauzar la historia, y voy a hacer algo que me va a doler. A mí, a Aysha. No sé, en parte somos la misma persona, mucho más que cualquiera de los personajes que me han acompañado desde que comencé a escribir. Tal vez Clarya sea la única similar a mi elfita, son los personajes con los que más me he implicado, son mis bebés más que el resto. Sí, tengo favoritos, qué se le va a hacer.

Y ahora voy a hacer una última reflexión. Yo quería hablaros del discovery writing y seguramente más adelante lo haga. En este momento, con dos NaNos planeados y uno a la aventura, creo que esta experiencia me está gustando más. Es más lenta, pero al mismo tiempo hay algo distinto. Es cierto que tengo una base de cómo va a ir la trama, pero no una descripción de cada capítulo, lo que me hace improvisar y ver qué es lo que los personajes piden. Hay cosas que no se me habrían ocurrido con una historia pensada, hay ciertas conversaciones que solo me salen porque no las dirijo a ningún lado. Me cuestiono cosas y, al no tener un guión, las puedo ir organizando en mi cabeza sobre la marcha. Ahora mismo creo que tengo el final de esta historia preparado, aunque la aventura de Aysha no haya hecho nada más que comenzar. Y eso me emociona y asusta al mismo tiempo, porque lo siguiente será todavía más a la aventura que esta historia.




Espero que todos estéis a punto de alcanzar el final, de cumplir vuestro objetivo. Yo seguiré haciendo crecer la historia y a mis personajes, y cuando acabe tal vez añada alguna escena que puede que con la emoción del NaNo no haya escrito. Estuve pensando en que tengo cierta falta de conflicto en la historia (bueno, a veces pienso que no tengo, otras que sí) y quiero arreglar eso antes de la revisión.

Así que ahora a seguir adelante. Solo nos queda un empujón.

7 comentarios:

  1. ¡Enhorabuena, Gema! Con el ritmo que tenías era normal que ya terminaras el reto de las palabras.Y como siempre, tengo muchas ganas de leer esa historia con los fragmentos que pones *O* jejeje.

    Saludos, y mucho ánimo para la recta final. Seguro que llegas a las 60 mil sin problemas ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias guapa! ya te dije que iba a lograrlo, pero me estoy deteniendo mucho y eso tampoco puede ser! Creo que a las 60mil llego, a ver si es verdad!
      ¡Un besín!

      Eliminar
  2. Me da tanta envidia ese grafico que va todo el tiempo por sobre la linea marcada... el mio esta al reves ;(
    Y tengo mucha curiosidad por leer esa historia, casi tanta como por saber como continua todo con Clarya ~

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XD bueno, yo son años de experiencia y de meter caña los primeros días para un final más relajado.
      No sé qué será lo siguiente que escriba para el NaNo, pero tal vez tenga que empezar a pensar en seguir la historia de Clarya, todo depende de cómo se vaya terciando la revisión. A ver si en diciembre estudio y reviso, aunque no creo que sea capaz...
      ¡Un besín!

      Eliminar
  3. Muy impresionante, realmente, te felicito! La verdad es que todavía no me explico cómo hiciste; me imagino que debiste pasarte días enteros frente a la máquina! Sabés que yo suelo planear mis relatos, pero no lo sigo tan a rajatabla; muchas veces me pasa que, con plan y todo, termino cambiándole el final sobre la marcha. Como se dice, cada maestrito con su librito ;)
    Espero que puedas superar el bloqueo, pero ya ganaste el reto y tenés la historia re avanzada! Ganaste dos veces!! :DDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces cuando decís que si me he pasado dias enteros escribiendo me quedo con la cara plana porque no encuentro la forma de decir que estoy procastinando como una cerda llevando ese wordcount, pero estoy procastinando como una cerda y en realidad es que los tres años del NaNo me han hecho empezar a escribir rápido xD
      Yo a veces cuando planeo cambio cosas, pero no tanto como esta historia. No sé, es raro, es una experiencia muy gratificante.
      Muchas gracias por los ánimos!

      ¡Un besín!

      Eliminar
  4. Muchas felicidades guapísima ^^ qué rapidez jaja A mi me hubiese encantado participar, pero me es imposible este curso :(
    Espero ver esa historia publicada en algún lado ^^
    ¡Un beso preciosa!

    ResponderEliminar